Las penas de amor son terribles. Pueden ser tan emocionalmente agotadoras y traumáticas, que ni siquiera le desearía a mi peor enemigo que tenga que pasar por los desengaños sentimentales. Puede ser muy difícil recuperarse de una pena de amor y puede dejar cicatrices en las personas por períodos prolongados. Pero, lo que muchos de nosotros no sabíamos, es cómo responde nuestro cuerpo a ellas. Voy a contarte qué le pasa a tu cuerpo cuando alguien te rompe el corazón.

Cuando traicionan tu confianza o incluso cuando sufres abusos físicos, puedes sentir desengaño. Muchas veces las palabras hirientes de alguien me rompieron el corazón, y pasé mucho tiempo remendándolo. Era realmente difícil porque esas palabras permanecían en mi mente por mucho tiempo y no podía bloquearlas. Eran como un eco en mi mente y estaban allí cada vez que pensaba en esa persona.

Es importante ser delicado a las personas que están reparando sus corazones. Es importante entender que incluso nuestros cuerpos responden a las rupturas del corazón.

Esto es lo que le pasa a tu cuerpo cuando alguien te rompe el corazón.

Dolor físico

Cuando alguien te rompe el corazón, el dolor se expresa de varias formas y en distintos grados. El dolor físico afecta varias partes del cuerpo. Puedes tener dolores de cabeza o incluso de estómago. Cuando atraviesas una experiencia extremadamente desgarradora, sientes síntomas en tu cuerpo. Sientes el desengaño en tu cuerpo. Sientes dolor de verdad.

Aumento del estrés

Las penas de amor dejan al cuerpo sintiéndose muy vulnerable al dolor y tus niveles de estrés aumentan. Es muy complicado porque conduce a disfunciones corporales aún más complejas. En esos momentos, necesitas descansar y encontrar algún tipo de relajación.

Apetito irregular

En casos extremos, las penas de amor resultan en pérdida de peso, pero también pueden provocar un aumento de peso. Algunas de nosotras nos negamos a comer porque perdemos el apetito y otras eligen comer mucho. Depende del tipo de persona que seamos. Estamos tratando de arreglar nuestros corazones rotos de manera diferente.

Depresión

Esto no debería tomarse a la ligera. Muchas de nosotras nos quedamos psicológicamente inestables cuando alguien nos rompe el corazón.

Incapacidad para concentrarse

Se asemeja a la sensación de entrar en una habitación para hacer algo y olvidar inmediatamente por qué fuiste allí. Te encuentras haciendo cosas que tu yo normal no haría. Estás cometiendo errores, y ni siquiera sabes cómo pudo pasar eso.

Ritmo cardíaco más bajo

Los investigadores han demostrado que las penas de amor hacen que el corazón se ralentice. Nuestra frecuencia cardíaca puede estar disminuyendo debido a que nuestro sistema circulatorio puede estar comprometido. Y deberías visitar a un médico si eso te pasa.

Insomnio

Uno de los resultados de la pena de amor es la pérdida del sueño. Cuando te vayas a acostar, probablemente solo estés pensando en la persona que te decepcionó y por eso no puedes dormir. No hay nada que puedas hacer. Estás en la cama sola con tus pensamientos, culpándote a ti misma y sintiendo el dolor.

Incremento de la sensibilidad

Cuando alguien rompe tu corazón, eres más susceptible al dolor y la angustia. Incluso una pequeña palabra puede herirte mucho. Aunque no seas muy sensible en general, ahora lo estás más que nunca. Tu corazón no puede lidiar con el estrés adicional, así que debes tratar de mantenerte alejado de las cosas negativas.

Aislamiento

Probablemente estés encerrada en tu habitación y no quieras ver a nadie. Estás vulnerable y muy frágil, y no quieres que te hagan más daño. Está bien tener algo de tiempo a solas. Tal vez no quieras molestar a tus amigos con tus problemas, pero deberías salir y sentirte viva de nuevo.

Síndrome de abstinencia

Te sientes como un adicto que necesita dejar su adicción. Es completamente normal tener esos extraños síntomas de abstinencia porque no es fácil sacar a alguien de tu vida.

Retraso de los períodos menstruales

El estrés lleva al retraso de los períodos menstruales. La angustia altera tu ciclo menstrual de maneras que ninguna otra experiencia estresante puede hacerlo.

Sistema inmunitario debilitado

El estrés que experimentas cuando estás pasando por una pena de amor puede debilitar tu sistema inmunitario. Y hacerte más vulnerable a enfermedades e infecciones.

Caída del cabello

Cuando estés pasando por una pena de amor, puedes experimentar una pérdida de cabello anormal. Este es otro terrible resultado del desengaño y de la experiencia estresante.

Falta de confianza en ti misma

Después del desamor, la peor experiencia posible es la falta de confianza en ti misma. Estás cuestionando todo, tu valor, y si serás capaz de encontrar el amor.

Bueno, cariño, no te hagas eso. Para mí, cada pena de amor fue realmente difícil. Al principio, ni siquiera sabía quién era, dónde estaba o qué debía hacer. Cada ruptura me dejaba en el fondo. Mi corazón y todo mi cuerpo se desmoronaban. El dolor era insoportable. Pasaba días y días sin darme cuenta de la realidad. Mi mente estaba atascada y no podía pensar en nada más que en la persona que había roto mi corazón. Pero me di cuenta hace mucho tiempo que no puedo permitirme pasar por todo eso. Nada debería permitírselo. Como dije antes, no le desearía ni a mis peores enemigos que se sintieran con el corazón roto.

Eres fuerte y valiente y puedes lograrlo. Hazlo, perdona y olvida. No te quedes atascada en el mismo lugar con la misma persona en tu mente. Te mereces mucho mejor. Eres hermosa y puedes hacer todo lo que quieras. Tu corazón es valiente y un día encontrarás el amor. El amor que te mereces.

Ámate a ti misma. Preocúpate por ti misma. Enorgullécete de ti misma.